Nuez de mar Mnemiopsis leidyi. Fotografía Keystone / AP Brown University

Los Ctenóforos son animales marinos casi invisibles conocidos comúnmente como nueces de mar o medusas con peine, se han descrito alrededor de 210 especies de medusas de peine, en 63 géneros y 32 familias. Son animales planctónicos y se encuentran desde la superficie hasta los 3000 metros de profundidad, aunque algunas especies pueden ser epibentónicas. Son nadadores de forma libre y animales muy delicados por lo cual las redes de plancton hacen muy difícil su captura, la mayoría de las muestras que existen han sido capturados de forma manual por mediante frascos por buceadores.

Historia taxonómica

Los Ctenóforos fueron muy conocidos desde la antigüedad debido a que tienen una brillante bioluminiscencia que permite verlo desde los barcos. Linneo los situó en el grupo de los Zoophyta junto con los invertebrados “primitivos”. Cuvier los clasifico junto a las medusas y anemonas como Zoophytes, y a principios del siglo XIX, Eschscholtz elaboró la primera clasificación lógica para las medusas y ctenóforos pelágicos, creando los órdenes Ctenophorae (para los ctenóforos), Discophorae (para las medusas solitarias) y Siphonophorae (para las colonias de sifonóforos y condróforos). Eschscholtz consideró a estos órdenes como subdivisiones de la clase Acalepha, que era contemplada como intermedia entre Zoophytes y Echinodermata (basándose en la presencia, en todos ellos de una simetría radial).

Generalidades

1.- Los miembros del filo Ctenophora, son animales marinos pelágicos de forma globosa, que presenta una forma superficial similar a las medusas, con mesoglea gelatinosas y transparentes.

2.- En los ctenóforos se distinguen ocho paletas natatorias ciliadas que son su principal aparato locomotor distribuidos radialmente alrededor del cuerpo; se desplazan en sentido oral. El batido de las paletas natatorias está controlado por un solo órgano apical sensorial.

3.- Son exclusivamente marinos.

4.- Simetría birradial; la disposición de los canales internos y la posición del par de tentáculos convierte la simetría radial en una combinación de simetría radial y bilateral.

5.- Cuerpo generalmente con forma elipsoidal esférica, con lados oral y aboral; cabeza no definida.

6.- La cavidad gastrovascular (digestiva) es la única “cavidad corporal” posee un estomodeo y del estómago salen ramas complejas hacía todo el cuerpo; el sistema digestivo acaba en dos pequeños poros anales.

7.- Carecen de sistemas respiratorios, excretor y circulatorio (independientemente de la cavidad gastrovascular) diferenciados.

8.- Sistema digestivo completo; la boca se abre hacia una faringe; el digestivo termina en un poro anal; los desechos salen vía poro anal o por la boca.

9.- Son depredadores de otros invertebrados pelágicos. Algunas especies presentan dos tentáculos ramificados retráctiles, con estructuras adhesivas (coloblastos) para capturar a sus presas. Algunos ctenóforos tienen los tentáculos reducidos y capturan las presas directamente con la boca.

10.- El sistema nervioso es un plexo subepidérmico que se concentra alrededor de la boca y por debajo de las paletas natatorias; un órgano sensorial aboral (estatocisto).

11.- La mayoría son hermafroditas y generalmente tienen una larva cidipoide.

Bibliografía

Visita: Encyclopedia of Life EOL en www.eol.org

Ruppert, E. E. and R. D. Barnes. 1994. Invertebrate zoology. New York: Saunders College Publishing.

Hickman, C. P., L. S. Roberts and A. Larson. 2009. Integrated principles of zoology. Boston, Mass: WCB/McGraw-Hill.

Brusca, R. C. and G. J.  Brusca. 2003. Invertebrates. Boston, Mass: WCB/McGraw-Hill